domingo, 18 de mayo de 2008

EL FENOMENO DE GENERACION Y

Escrito por: Chalo Jiménez

Yoani Sánchez, de 32 años, ha sido incluida en la lista de las 100 personas más influyentes del mundo, por la revista Estadounidense Time. Sánchez, quien nació y vive en La Habana, es autora del blog Generación Y, por el cual le fue conferido el premio Ortega y Gasset en la categoría de Periodismo Digital en abril pasado. Pero la filóloga y periodista no pudo recibir su premio, porque el gobierno de Cuba, sin ofrecerle a ella ni a los organizadores del premio ninguna explicación, no le dio el permiso de salir de la isla para ir a España y recibirlo.

Time recalca que: "en las narices de un régimen que jamás ha tolerado el disenso, Sánchez ha practicado lo que los periodistas de su país no han podido en papel: libertad de expresión. Los artículos que ha estado publicando clandestinamente desde cafés internet, fingiendo ser turista, son a menudo divertidos, escritos de manera elegante y conmovedores. Sus temas han incluido la escasez de limones, los rimbombantes procedimientos del parlamento cubano y la lentitud de las significativas reformas de Raúl Castro".

La famosa revista sella su comentario, escrita por Óscar Hijuelos, diciendo que: "con una valiente dedicación a la verdad, las actividades de Yoani Sánchez son un buen presagio para el futuro de su país".

¿Sabe porqué el éxito de Yoani Sánchez? ¿Qué tiene de diferente? No es su profesión: Filóloga, No se trata de ser hombre o mujer, no se trata de ser soltero ó casado. No se trata de la edad, ni de su nacionalidad. Entonces, ¿cuál es la clave?

La respuesta es que Yoani Sánchez es una persona de influencia.

Si usted mi querido amigo desea afectar efectiva y positivamente a nuestro mundo, necesita ser una persona de influencia.

Si es un comerciante que desea vender más productos, necesita influir a sus compradores. Si es administrador, su éxito depende de la habilidad para influir a su personal. Si es instructor, solo puede constituir un equipo ganador influyendo en sus jugadores. Si desea formar una familia valiente y resistente, tiene que influir a sus chiquillos de manera auténtica. No interesa cuáles sean sus fines en la vida, puede ser más real, y su contribución puede ser perdurable si aprende a convertirse en un individuo influyente.

Que bueno que de nosotros mañana se dijera en una de las publicaciones más famosas del mundo:

con una valiente dedicación a la *verdad, las actividades de

______ Tu nombre__________

son un buen presagio para el futuro de su país”

© Chalo Jiménez, Mayo de 2008. Derechos Reservados.
Prohibida su reproducción total o parcial sin la autorización del autor.